Esta página utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si continúas navegando, sin modificar la configuración, consideramos que aceptas su uso. Consultar política de privacidad

Participa

Mándanos un aviso para actualizar la información de este libro

Hombres en guerra

Miguel Ángel Cuevas Guinto

buscador avanzado [+]
Año:
2012
Nº de páginas:
173

Terror | Fantástica | Narrativa hispanoamericana

Hombres en guerra, la historia de un niño arrebatado del mundo protector de la montaña, donde su abuelo, su gran abuelo lo salvaguarda de los peligros del jaguar, de este mundo mágico lo arrebata su madre para llevarlo a compartir las miserias de la tierra baja, donde conoce luego los maltratos y golpes.

Su madre es apuñalada y queda huérfano, el comandante Malacara lo acoge en el ejército y lo salva del hambre, durante un enfrentamiento con Pedro Leonardo, el “Tigre asesino”, muere el comandante Malacara, él logra escapar milagrosamente.

Se embarca en la aventura del dólar, en los Estados Unidos prospera en el negocio de las drogas, conoce a Corazón de María, una mujer sin pasado que apenas habla. Sin saberlo se encuentra con sus viejos enemigos, aquellos que en una emboscada mataran al comandante Malacara. Sus “tiendas” son cateadas, le aconsejan abandonar el negocio por una temporada, decide llevarse a Corazón de María, ella se niega y lo traiciona; es detenido y cumple una larga condena.

Al salir de prisión es deportado, regresa tan pobre como se había marchado, adolorido del orgullo y del alma; es contactado por un individuo que le ofrece un “negocio”. En un camión parte rumbo a la montaña acompañado de “la Perra brava”, un hombre un tanto simpático que lo mira con respeto debido a su estatura.

Guadalupe Armenta empieza a recordar que en una montaña como aquella fue feliz, empieza a saborear los olores de la tierra y recuerda a su abuelo; el gran abuelo, temido por los hombres y respetado por las fieras del monte, empieza a preguntar a los campesinos sin encontrar respuestas; en pueblo mira gente reunida, entre ellas llama su atención la figura de un hombre alto y majestuoso, es su abuelo; pero el tiene su negocio, su pendiente, no puede parar, es la hora de la cita.

Casi alucinado se propone regresar apenas finiquite el asunto que lo llevo por aquellas tierras. Pronto llega al lugar de la cita, se entrevista con dos sicarios que le dicen que tienen que esperar. Pernoctan y, por la noche despierta y mira una de las criaturitas mágicas de su niñez, la sigue hasta el lugar donde hay una cabaña con luz eléctrica y con ciertas comodidades; se asoma por la ventana, espía ansioso y lo que ve lo deja anonadado; con los dos hombres están sus viejos enemigos, asesinos terribles que lo han perseguido por siempre, con ellos se encuentra Corazón de María.

Planean la muerte de un hombre, son asesinos de paga y han venido a matar; escucha que la víctima es su abuelo Facundo. Al otro día ya no regresa, le pide a “la Perra brava” que termine el negocio, que lo disculparan, pero que él tenía asuntos pendiente con la vida. Tras ser descubierto logra deshacerse de los sicarios y saber donde emboscarán a su abuelo. En loca carrera llega a tiempo para enfrentarse con los asesinos, logra matar al más joven, pero el mayor es casi invencible, a punto de desfallecer su abuelo lo salva y en una lucha mítica de bestias de las montañas derrota a su enemigo.

Guadalupe Armenta vuelve a partir en busca de los dólares y la aventura, se va con la promesa del pronto retorno.

La novela inicia con este capítulo, en una selva lejana, Guadalupe Armenta es un hombre madura y guía guerrilleros que se han sublevado contra las injusticias del capitán Leónidas Malacara, hijo de su antiguo jefe militar; en esta ocasión le cuesta eludirlo, y olfatea la presencia de un viejo enemigo, Pedro Leonardo, el Tigre asesino, pero era imposible su abuelo lo había vencido hace muchos años.

Entran en combate, pelean a muerte en una lucha de seres irreales, vence y mata a Pedro Leonardo, pero cae mal herido. Transportado por sus hombres, casi agónico, observa una miríada de pequeños seres que cargan con él y lo llevan por el monte; cuando recobra el conocimiento, hombres de campo lo cargan en una parihuela, reconoce los campos perdidos de su niñez, la tierra de su abuelo, se le antoja imposible, el se encontraba a cientos de kilómetros del aquel lugar.

1 personas ya lo han leído
0 personas piensan leerlo próximamente
0 personas lo están leyendo
1 personas lo han comentado

con la colaboración de S0met

Últimas críticas

Leer todas las críticas sobre el libro >>

S0met | 20 de Diciembre de 2012

Es increíble que la cronología para desenmarañar el libro se encuentre en lo que se supone que es una sinópsis. Como muchas historias de licántropos, este relato no me impacta debido al deseo del autor de emular a otras figuras del realismo mágico latinoamericano. Con saltos narrativos sin conexión entre si que le dan un aura surrealista a su narrativa, no se puede discurrir correctamente sobre su cronología hasta leer lo que se... [Leer+]

Borrar comentario

¿Por qué deseas enviar un aviso sobre este comentario?

  • Inadecuado
  • Me ofende
  • Contiene enlaces que no funcionan
  • Spam

Hombres en guerra

4.0
Pasable

Tu valoración:
Accede a tu cuenta

Sobre este sitio | Política de privacidad | Contácta con nosotros | Ayúdanos a mejorar | Mapa web
Redes sociales: twitter | facebook |